discovreymenorcaBonninsanso

Endesa
Saltar este contenido

El Gobierno británico retira la licencia a una empresa turística por incitar al fraude

Allsure Ltd animaba a sus usuarios a presentar reclamaciones falsas de intoxicaciones alimentarias para cobrar indemnizaciones

Turistas honrados.
Turistas honrados.
El Gobierno británico se pone duro ante los TTOO que incitan al fraude turístico.

El organismo británico encargado de gestionar las reclamaciones ha suspendido a una empresa por animar a los viajeros a inventarse o adornar síntomas de enfermedades gástricas para obtener una indemnización, en la más reciente de una serie de medidas adoptadas por el Gobierno británico para poner fin a las reclamaciones falsas.

La información recopilada por los agentes del Regulador de Gestión de Reclamaciones (Claims Management Regulator – CMR) ha revelado que la empresa Allsure Ltd., de Lancashire, también utilizaba argumentos comerciales engañosos, en los que se exageraban las cantidades para persuadir a los consumidores.

Como consecuencia de esta conducta se ha anulado la licencia de la empresa, con lo que ya no podrá ofrecer sus servicios regulados de gestión de reclamaciones a nuevos ni actuales clientes.

Kevin Rousell, jefe del Regulador de Gestión de Reclamaciones ha declarado que “Adoptaremos medidas firmes contra empresas de reclamaciones que incurran en conductas graves”. “No se va a tolerar la conducta de fomentar la interposición de demandas fraudulentas”.

El regulador CMR, que pertenece al Ministerio británico de Justicia, regula a las empresas que ofrecen su ayuda a particulares para obtener indemnizaciones por daños personales o venta indebida de productos financieros.

El sector turístico ha mostrado su preocupación por el repentino aumento de reclamaciones interpuestas a los seguros por turistas británicos con motivo de enfermedades gástricas como intoxicaciones alimentarias contraídas durante las vacaciones.

El Gobierno británico se ha tomado este asunto muy en serio, y ya en julio intervino para reducir los incentivos en metálico derivados de interponer reclamaciones fraudulentas contra los turoperadores. De acuerdo con estas propuestas, los turoperadores desembolsarían una cantidad preestablecida dependiendo del valor de la reclamación, permitiendo así que se pueda predecir el coste de defender una reclamación.


Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.