discovreymenorcaBonninsanso

Endesa
Saltar este contenido

Así funcionará la planta desnitrificadora que devolverá el agua potable a Maó

Maó recibirá los más de 600.000 euros que cuesta esta tecnología "verde" del impuesto de turismo sostenible

Planta desnitrificadora
Planta desnitrificadora
En varios lugares de España ya las utilizan

Maó quería una solución y ya se vislumbra en el futuro cercano. Más ahora que ya cuenta con el visto bueno del Govern Balear para pagar lo que cuesta. Mientras la población vecina de Es Castell consiguió, tras diez años de espera, acabar con la presencia de nitratos con una planta de osmosis, Maó plantea una opción más ecológica, que provoca menos desecho y que esperan que pueda ponerse en marcha de una manera más ágil que la del pueblo vecino. Recordemos que en Es Castell estuvieron varios meses haciendo pruebas para comprobar su buen funcionamiento y para garantizar que no hubiera trabas por algún eventual problema técnico.
Maó tiene un concepto distinto de cómo quiere tratar el agua. No se potabilizará toda el agua de la red si no sólo la cantidad suficiente para rebajar el nivel de nitratos de sus diferentes pozos. En las últimas captaciones, los registros superan de nuevo los 50 miligramos por litro que supone la diferencia entre potable o no potable según la OMS. Sin embargo, según la alcaldesa Concha Juanola, la ausencia de lluvias ha hecho que estos registros no sean tan malos como otros meses atrás.
La desnitrificación es la transformación biológica del nitrato en gas nitrógeno, oxido nítrico y oxido nitroso. Éstos son compuestos gaseosos y no son fácilmente accesibles para el crecimiento microbiano; por ello, se liberan normalmente en la atmósfera. El gas nitrógeno supone alrededor del 70% de los gases atmosféricos y su liberación en la atmósfera es un hecho benigno.
La desnitrificación biológica es una reacción de respiración anaeróbica, en la que se elimina el nitrato (NO3) convirtiéndolo en los compuestos anteriores. Las bacterias desnitrificadoras son bacterias autótrofas aeróbicas o heterótrofas que pueden transformarse para tener un crecimiento anaeróbico cuando se usa el nitrato como aceptador de electrones.

Según explican los técnicos en la materia, la desnitrificación puede darse por dos vías: La vía de la reducción diferenciada del nitrato requiere condiciones anóxicas y tiene como resultado la liberación de gas nitrógeno de la columna de agua.
Bajo condiciones aeróbicas, la desnitrificación sigue la vía asimilativa: acumulación de nitrógeno en la biomasa.
Es preferible la vía de la reducción diferenciada para poder eliminar el nitrógeno completamente del sistema en forma gaseosa, en lugar de ser simplemente reciclado a través del sistema en la biomasa. Para que esto suceda así, la cantidad de oxígeno molecular o disuelto debe ser mínima, de modo que las bacterias utilicen el nitrato en lugar del oxígeno. El ritmo de la reacción de desnitrificación es relativamente rápido en ausencia de oxígeno libre (< 0.5 mg/l es lo ideal). El ritmo de desnitrificación cae a cero en cuanto el nivel de oxígeno disuelto alcanza los 2.0 mg/l.
El proceso de desnitrificación invierte parcialmente los efectos del proceso de nitrificación con respeto a la concentración de la alcalinidad. Por cada miligramo de nitrato reducido a gas nitrógeno, se crean cerca de 3.57 mg de alcalinidad, en forma de CaCO3.
Los desnitrificadores también requieren la presencia de materia orgánica (una fuente de carbono) para actuar como donantes de un electrón. La presencia de carbono es un factor determinante primario en la tasa de desnitrificación en el agua. Las fuentes de carbono pueden ser el agua residual sin procesar, el metanol y la materia orgánica en descomposición. Alternativamente, se pueden utilizar las moléculas orgánicas resultantes de la solubilización pero son menos eficientes.

Si es mecanismo principal de la desnitrificación es un humedal artificial de flujo subsuperficial, el agua residual sin procesar y la materia en descomposición de las plantas suministraran la fuente necesaria de carbono para la desnitrificación.
Mientras que la planta potabilizadora de Es Castell utiliza un moderno y sofisticado modelo de osmosis, con filtros químicos, la desnitrificadora de Maó tendrá filtros naturales. Sus características de bajo coste hacen que no comporte ningún aumento de precio del recibo de agua. Sin embargo, eso no quita que se vayan a revisar las tarifas municipales. Se respetaran los tres primeros tramos del recibo mientras que los grandes consumidores verán aumentada su minuta según abusen del consumo de agua.

Las bacterias desnitrificadoras pertenecen a varios géneros tales como: Pseudomonas, Bacillus, Spirillum, Hyphomicrobium, Agrobacterium, Acinetobacter, Propionobacterium, Rhizobium, Cornebacterium, Cytophata, Thiobacillus, y Alcaligenes. No obstante, las más extendidas en el agua y en las aguas residuales son Pseudomonas fluorescens, P. Aeruginosa, P. denitrificans y Alcaligenes sp. Estos organismos estan por doquier y se encuentran facilmente en los suelos y en los ambientes de los humedales naturales.


Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.