Saltar este contenido

La economía menorquina creció un 2,8% en 2017

CAEB ve una economía expansiva.
CAEB ve una economía expansiva.
Carmen Planas, Joan Melis y José Guillermo Díaz. (Fotos: T.M.)
José Guilermo Díaz Montañés
José Guilermo Díaz Montañés
Joan Molas
Joan Molas
Joan Melis
Joan Melis
Susana Mora
Susana Mora
Carmen Planas con JOan Melis y José Guillermo Díaz.
Carmen Planas con JOan Melis y José Guillermo Díaz.
Carmen Planas y Joan Melis
Carmen Planas y Joan Melis
Acto de despedida a Joan Melis.
Acto de despedida a Joan Melis.
Joan Melis con su placa de despedida.
Joan Melis con su placa de despedida.

La presidenta de CAEB, Carmen Planas, destacó en su balance económico  que  “la economía de Menorca acaba de cerrar el ejercicio 2017 con un crecimiento estimado del 2,8%, menor que el que tuvo en 2016 que fue del 3,1%. Y, menor que el que ha tenido la media de Balears que ha sido del 3,3%”, si bien ha puesto en valor que “trimestre a trimestre, la economía menorquina ha venido consolidando su crecimiento, y normalizando su situación en un ciclo económico más maduro”.

La presidenta de CAEB  destacóo que “el crecimiento de la economía de Menorca se está apoyando en mayor medida en la inversión empresarial, ante el ritmo más moderado del consumo de las familias. Prueba de ello es el repunte de la creación de empresas hasta el 2%”.

Planas  detalló que este empuje de la inversión, fue especialmente dinámico en el ámbito de la construcción con un aumento del número y del presupuesto de los proyectos visados, por encima incluso de la media balear. Por el contrario, el consumo fue más moderado como se observa, por ejemplo, en el descenso de vehículos matriculados y, también, en el menor volumen de mercancías descargadas en los puertos.

Tras el análisis de la coyuntura económica menorquina, la presidenta de CAEB  señaló que “podemos destacar cuatro aspectos clave para este año 2018”, el primero de ellos, que “Menorca seguirá creciendo” de la misma forma que la hará la economía a nivel mundial, europeo, nacional y regional.

La segunda clave es que “la pauta de crecimiento será más equilibrada y el ritmo será ligeramente inferior” como consecuencia del menor empuje de los vientos de cola favorables tales como como el precio del petróleo o los tipos de interés.

En tercer lugar, “no hay que menospreciar los riesgos” de carácter geopolítico, o los asociados a la inestabilidad financiera, ni otros como el brexit o la renegociación de acuerdos de comercio entre países.

Por último,  concluyó Carmen Planas, el gran reto es aumentar la competitividad de Menorca y de Baleares en su conjunto. Y, para lograrlo, es preciso incrementar la productividad y la creación de valor, aspecto este en el que la formación y el aprovechamiento de las tecnologías son elementos fundamentales para avanzar, para progresar y para que este avance y este progreso se traduzca en un aumento del bienestar de los ciudadanos de Menorca y de Balears”.


Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.