Saltar este contenido

Mareada de dar vueltas a las rotondas de Mahón

Una carta de Mila Ahedo



Llevo una década en esta ciudad y cada vez más me siento como un bicho raro cuando llego y circulo en las rotondas y no digamos la cantidad de veces que me encuentro en esta situación. No hay día en que deje de dar una o varias vueltas completas, para poder salir de ellas, antes que provocar algún conflicto o accidente.

No entiendo como los conductores tienen tan poca o nula información del código de circulación en derecho/obligación de posicionarse en la correcta vía para tomar su salida deseada.

Mi indignación ha sido extrema al enterarme en una conversación entre amigos, que un profesor de autoescuela criticaba a sus alumnos, como errónea, la flecha de obligatoriedad de giro pintada en el suelo del acceso a la rotonda del aeropuerto, en la carretera de Ciudadela. Cuando escuche este comentario, avalado por varios de los presentes…con mi cara de perro verde, tuve el dilema de continuar con mi cruzada diaria de dar vueltas o convertirme en uno más de ellos, y así provocar que mi antigua reacción de enfado e indignación pase a los nuevos llegados o visitantes temporales. Dicho popular: Donde fueres, haz lo que vieres!!!!!!!!

Pues, ME NIEGO a saltarme el código de circulación y me niego a provocar algún accidente……..seguiré dando mil y una vuelta más, a las rotondas de Mahón.


Comentario

  1. La solución es muy fácil: circular en la rotonda por el carril derecho, el exterior, que SIEMPRE tiene preferencia. Si curcula por el izquierdo, el interior, tiene compltamente prohibido salir de la rotonda. Antes debe situarse progresivamente en el derecho. Mucha gente hace una grave y peligrosa infracción: para seguir recto pasan las rotondas por el carril izquierdo.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.