LA ALTERNATIVA QUE HA LIMPIADO DE CORRUPCIÓN EL AYUNTAMIENTO Y GARANTIZA UNA BUENA GESTIÓN – menorca al día
Skip to content

LA ALTERNATIVA QUE HA LIMPIADO DE CORRUPCIÓN EL AYUNTAMIENTO Y GARANTIZA UNA BUENA GESTIÓN

Unió des Poble de Ciutadella de Menorca

El mandato 2003-2007 fue el de la corrupción y el rodillo que pasaban implacablemente a los otros partidos desde el equipo de gobierno PP-PMQ.

El mandato 2007-2011 fue el del fin del rodillo y la corrupción, con la aparición de UPCM en el Ayuntamiento, apoyando todas las iniciativas buenas para Ciutadella vinieran de dónde vinieran y presidiendo las comisiones de investigación Nerer y CITUR que aportaron transparencia y revelaron la existencia de numerosos “pelotazos” cómo la pérdida de alrededor de 1.000.000 de euros en la adquisición del edificio Saura Morell a unos intermediarios -en una transacción puramente especulativa consumada a propuesta del que era concejal de urbanismo y presidente del PP- por 2.878.514.68 €, cuando habría podido adquirirse por “un montante próximo a 1.800.000 euros”. La entrega de una parcela de propiedad municipal de la UA-37 “cedida y transmitida” a la Sociedad GEL-FUX por 714.992,40 € el día 6-2-2006 y que exactamente ocho meses después el día 6-10-2006, según consta en el Registro de la Propiedad de Ciutadella, GEL-FUX la volvió a vender por 1.800.000 € más IVA. Con lo que la Sociedad ganó 1.085.007,60 €, que volvimos a perder todos en otro fenomenal “pelotazo” urbanístico. La permuta a la misma sociedad de otra parcela municipal con uso de gasolinera tremendamente infravalorada… Corruptelas tan evidentes como las adjudicaciones fraudulentas y amañadas de “estudios” y redacción de proyectos por los que se llegó a pagar hasta un 900 % de su valor en el caso CITUR, que UPCM ha denunciado ante los Tribunales de Justicia ejerciendo la acusación particular y en el que la Fiscalía Anticorrupción ha solicitado el 08-04-2015 al Juzgado un aplazamiento de tres meses “para presentar el correspondiente escrito de acusación…debido al número, volumen y complejidad de los asuntos que tramita”.

El mandato 2011-2015 ha sido el de la mala gestión de la que sólo se han salvado el alcalde que presidió el Consistorio los 3 primeros años –que siempre supo defender los intereses de Ciutadella- y alguna área aislada como servicios sociales o personal.

Esta mala gestión se ha reflejado en numerosos episodios de incompetencia, como la firma de la entrega de las obras del Teatro del Borne cargadas de deficiencias sin que se hiciera constar ninguna ni se hicieran revisar previamente las obras. El retraso en la adjudicación de servicios como el de la grúa, la incapacidad para adjudicar los servicios funerarios hasta la fecha o el retraso en la elaboración del PAU de Sant Joan que debía estar listo en Enero, de un gobierno que llega tarde a casi todo. La falta de previsión, a pesar de nuestros avisos, para tener acondicionada la vía perimetral en el momento en que se trasladó la estación provisional de autobuses. La toma de decisiones tan descabelladas como quitar las señales informativas de todas las urbanizaciones del término municipal sin tener las nuevas siquiera encargadas, tardando casi un año en reponerlas y provocando la desesperación de muchos establecimientos turísticos que tuvieron que soportar tamaña negligencia durante una temporada entera, cuando nos enteramos de este disparate llegamos a tiempo de evitar que se consumara en la zona de Serpentona… Y eso que en el PP se llenan la boca con la palabra turismo cuando les conviene, pero lo que han hecho por el turismo en realidad ha sido… subir el IVA y malversar recursos que tenían que servir para mejorar nuestro producto turístico, tal y como se ha evidenciado en el caso CITUR.

Por otra parte UPCM ha realizado un notable control de la actuación del equipo de gobierno, que es la principal función de la oposición, evitando numerosos despilfarros, reduciendo a la mitad los costes material socorrismo de playas cuyos precios se habían hinchado por encima de los de mercado, denunciando el mal uso vehículos municipales que pagamos todos los ciutadellencs y eran usados irregularmente por el concesionario para limpiar hasta en Fornells e ingresando una sanción de 96.000 euros para el ayuntamiento, denuncia e inicio de la tramitación para cobrar los impagos del quiosco del borne que ningún gobierno se había molestado en exigir, evitar que se pagasen caprichosamente 18.000 euros en un nuevo proyecto de equipamiento del Teatro des Born que el Ayuntamiento ya tiene pagado al arquitecto aunque en el área de cultura ni siquiera lo sabían..

UPCM ha presentado muchas iniciativas buenas para Ciutadella como la eliminación del estudio de seguridad y salud para pintar pequeños edificios que no se cobra en otros municipios y que a veces valía más que el propio trabajo, ha sido decisiva para mantener el centro de día del hospital en la calle degollador, lideramos la oposición al aumento de las aportaciones de Ciutadella a los consorcios que el Consell quería aumentar, presentamos un plan de ajuste alternativo evitando subida del IBI, una nueva rebaja de los sueldos de los políticos que se aprobó con nuestros 2 únicos votos a favor y 19 abstenciones, impulsamos la Ordenanza de Sant Joan para mejorar las Fiestas, denunciamos los sobrecostes de Can Saura imputables a la dirección de obras del Govern Balear evitando que se repercutieran al Ayuntamiento, llevamos la iniciativa mediante la cual se recuperó una zona verde pública que había sido invadida…

Y ahora –en una reedición de la fábula del bombero pirómano-, para enmascarar su incuestionable mala gestión presume el PP, que -antes de la llegada de UPCM- protagonizó tanta corrupción y tanto despilfarro, de haber mejorado la situación económica del Ayuntamiento que en su día saquearon individuos que el propio PP puso en el Ayuntamiento, ellos lo arruinaron pero la situación la hemos tenido que arreglar entre todos, con un Plan de Saneamiento en el que la inmensa mayoría de las medidas adoptadas las hemos tenido que aportar desde la oposición, porque al PP lo único que se le ocurría al no poder endeudarse todavía más era subir el IBI. Lo cual, afortunadamente, ha quedado demostrado que no hacía falta.

UPCM tiene la satisfacción de dar la cara, explicar siempre lo que hace, no rehuir nunca sus propias responsabilidades ni intentar endosárselas a los demás como hacen otros y sobre todo de haber limpiado el Ayuntamiento de corrupción, velar por el interés general y no regatear tiempo ni esfuerzos para mejorar la gestión municipal.


Comment

Deja un comentario

Your email address will not be published.