CASO “NERER”: EL PUEBLO TENÍA DERECHO A SABERLO – menorca al día
Skip to content

CASO “NERER”: EL PUEBLO TENÍA DERECHO A SABERLO

Un artículo de Joan Triay


Como Presidente que fui de la Comisión Informativa Especial del Ayuntamiento de Ciutadella, popularmente conocida como “Comisión Nerer”, en su momento tuve que salir al paso de las descalificaciones vertidas contra el trabajo de la Comisión por quienes en aquel entonces eran miembros del Grupo Municipal del PP y especialmente por su portavoz, con la intención de desacreditar lo que había sido un trabajo riguroso, objetivo, serio y documentado. Y el tiempo me daba la razón cuando poco tiempo después uno de los abogados más prestigiosos de Baleares, el Sr. Rafael Perera, que además se encargaba en aquellos momentos de la defensa por otra causa de un personaje del PP implicado en el caso, en declaraciones a la prensa calificaba textualmente como “correcto y muy respetable el trabajo de la Comisión Nerer” y añadía “la Comisión Nerer ha realizado un gran esfuerzo de investigación con comparecencias y recopilación de datos, no ha actuado a la ligera”.

Efectivamente la Comisión “nació viciada desde el primer momento”, como se pudo comprobar después. Y no solamente porque la mayoría de Concejales del PP que votaron a favor de su constitución actuaran de cara a la galería, al no reunir los sufragios necesarios para impedir que la iniciativa prosperase, sino esencialmente porque de los cinco ediles del PP cuyas intervenciones han quedado reflejadas en acta, cuatro reconocieron -afinidad política aparte- tener una relación de manifiesta amistad con el principal implicado a nivel político en los hechos investigados. En cuanto al quinto, no es que desmintiera en ningún momento la posible existencia de tal relación, es que no fue preguntado al respecto por estar ausente en esa sesión.

En cuanto a “desprestigiar al PP”, de eso ya se encargaron todos esos “amigos”, que según la prensa seguían “creyendo que no ha pasado nada”.

Cuando resulta que, entre otras muchísimas cosas, ha pasado que los que estaban detrás de “Nerer” ganaron 939.386,68 € en una transacción puramente especulativa consumada a propuesta del principal implicado a nivel político, mediante la que el Ayuntamiento de Ciutadella adquirió el Palau Saura Morell. Claro que, mirado desde el punto de vista del interés general, sería más apropiado decir que los 939.386,68 €, sí la Justicia no lo remedía los habremos perdido todos.

Ha pasado que desde urbanismo a propuesta de uno de los principales implicados a nivel político, se intentó entregar la parcela municipal 1.1 del sector B-8 por 2.311.068 €, cuando desde 13 meses atrás disponían de una tasación por importe de 2.621.550 €.

Ha pasado que desde urbanismo a propuesta de uno de los principales implicados, se intentó entregar la parcela municipal de la UA-32 con uso de gasolinera por 241.562,23 €, cuando simplemente utilizando el mismo criterio empleado para tasar la misma parcela desde el área apenas 29 días después, su valor ya hubiese alcanzado los 577.917,73 €. Y aunque la parcela hubiese continuado estando tremendamente infravalorada, hay que preguntarse: ¿Por qué desde urbanismo se intentaba permutar un solar por menos de la mitad del valor que estaban en condiciones de asignarle?

Ha pasado que desde urbanismo fueron incapaces de alcanzar un acuerdo con “Servihábitat XXI S.A.” por “un montante próximo a los 1,8 millones de euros” para adquirir el Edificio Saura Morell, pero a propuesta de uno de los principales implicados se acabó pagando a un intermediario 2.878.514.68 € por adquirir ese mismo edificio.

Ha pasado que desde urbanismo a propuesta de uno de los principales implicados, una parcela municipal de la UA-37 fue “cedida y transmitida” a la Sociedad GEL-FUX por 714.992,40 € el día 6-2-2006 y exactamente ocho meses después el día 6-10-2006, según consta en el Registro de la Propiedad de Ciutadella, GEL-FUX “representada por su administrador solidario” la volvió a vender por 1.800.000 € más IVA. Con lo que la Sociedad ganó 1.085.007,60 €, que volvimos a perder todos. Si esto no fue otro fenomenal “pelotazo” urbanístico, que venga Dios y lo vea. Claro que para los miembros del PP en la Comisión Nerer, aquí no había pasado nada.

Todo esto y mucho más sucedió sólo en dos de las transacciones realizadas desde urbanismo durante el mandato 2003-2007. Y esas Sras. y Sres. del PP tuvieron la increíble desfachatez de decir públicamente que habían “participado activamente” en una Comisión a la que no aportaron un sólo dato objetivo conducente a esclarecer nada. La única verdad contenida en la nota de prensa que emitieron para la ocasión era que se habían dedicado a defender sin ningún éxito el impresentable “funcionament de l’àread’urbanisme en elsdarrersquatreanys”. Una área desde la que se participaba en operaciones tan repugnantes como engañar miserablemente a un pensionista, pagándole 24.000 € a través de un testaferro, por una parcela que una vez en manos del intermediario se intentó permutar por otra de propiedad municipal que valía cerca de 200.000.

Y esas Sras. y Sres. del PP hablaban de “actas”, de “formas”, de “mentir” y hasta tenían la desvergüenza de escribir:

“Hem de criticar que el president es reunís a soles i tractant temes subjectes a la comissióambdiferentscompareixents, hofeiaabans de les sevescompareixences i una volta allàfeia les preguntes com si fos la primera vegada que elsteniadavant”.

Cuando consta en acta que esas Sras. y Sres. del PP trataban con el principal implicado a nivel político de su mismo partidos las deliberaciones e informaciones de la Comisión.

Y cuando la única persona con que me reuní a solas antes de una sesión fue un antiguo Gerente de urbanismo. Y fue a petición suya, según consta también en acta.

Una pequeña muestra del respeto de esas Sras. y Sres. del PP por la verdad: Al solicitar que se completara un acta reflejando lo que fielmente había sucedido, al responder una de las señoras del PP sobre su relación de amistad con uno de los principales implicados de su mismo partido, que era también amiga mía y de los miembros de la oposición en la Comisión, preguntada a continuación sobre el grado de su “amistad”, reconoció que era “superior” la que sentía hacia su compañero de partido. Pues bien, en la sesión en que se aprobaron las actas, al pedir que se añadiera lo que se había omitido, la Sra. en cuestión reconoció abiertamente que lo que se solicitaba que se añadiese era la verdad. Acto seguido, todos los demás miembros de la Comisión, fedataria pública incluida, fueron testigos de cómo dos miembros de la Comisión concejales del PP decían a su compañera: “¡i que si és de ver, s´ha de votar!”. Y a continuación los 5 paladines de la verdad, incluida la protagonista de la anécdota votaron en contra de lo que reconocían que era cierto. A esto se le llama en ciutadellenc: “Mostrar es llautó”.

Esas Sras. y Sres. del PP deberían saber que “el vot de qualitat del President” nunca hizo falta, porque sólo puede darse en caso de empate y todas las votaciones perdidas por ellos, lo fueron por seis votos a favor y cinco en contra. Ni siquiera en eso decían la verdad.

En cuanto a lo de trabajar para el PSOE y El PSM que me atribuyeron, únicamente he trabajado para el Pueblo de Ciutadella, tal y como hicimos desde todos los partidos de la oposición en la Comisión. Porque aunque las Sras. y Sres. del PP no lo comprendieran, la actitud que se esperaba de los miembros de una Comisión de Investigación, no era que se dedicasen a obstruir, intentar diluir responsabilidades de los “amigos” y enredar tal y como hicieron. Simplemente se esperaba que colaborasen y que investigasen. Y esto tengo la obligación de reconocer que -exceptuados los que terminaron por ser tránsfugas del PP- es lo que hicieron todos los demás miembros de la Comisión , trabajando codo con codo con UPCM en la defensa del interés general del 99,99 % del pueblo. Mientras los miembros del PP en la Comisión se dedicaban a “trabajar” para el 0,01 % restante: Los GEL-FUX, Fetosi y algún que otro “amigo”.

Ya se vio, como trabajaban “en positivo” “pelciutadà” desde el “Equipo de Gobierno del PP” durante la legislatura 2003-2007. Si nos llegamos a descuidar nos quitan hasta las sepulturas a todos en beneficio de los mismos a los que dispensaron tan descarado trato de favor desde urbanismo.

Lo que tendrían que haber hecho desde aquel “Equipo de Gobierno del PP”, en vez de procurar ocultar la verdad, era pedir disculpas a todo el Pueblo de Ciutadella por el perjuicio irreparable causado principalmente desde las áreas de urbanismo y turismo, claro que optaron por el recurso mucho más fácil y mucho menos decente de lanzar cortinas de humo y contar fábulas.

Ahora se han terminado las fábulas. Esperemos que el trabajo de la Comisión acabe de dar sus frutos y, sobre todo, que al final el pueblo de Ciutadella recupere los recursos perdidos, que, por supuesto, tiene todo el derecho del mundo a saber cómo se dilapidaron.


Comment

Deja un comentario

Your email address will not be published.