Saltar este contenido

Aparecen nuevos vestigios del pasado menorquín en San Agustín

Descubren el pozo de la antigua casa de Bartolomé Oliveros

Carl Halbirt, a la izquierda, excava el pozo. (Foto de The St. Augustine Record)


Los restos menorquinas siguen apareciendo en la ciudad
norteamericana de San Agustín en La Florida. Esta misma semana han aparecido en torno a un viejo molino que han derribado un pozo
antiguo hecho con piedra coquina.Así lo señalaba  el periódico local The St. Augustine Record y lo recogía la Cadena SER en Menorca.

El hallazgo lo ha hecho el arqueólogo local Carl Halbirt que data el pozo del siglo XVIII. Al parecer formaba parte de una vivienda que pertenecía a Bartolomé Oliveros, miembro de una familia llegada del Mediterráneo y que hizo una primera escala en Florida a la colonia de Nueva Smirna de donde marcharon posteriormente con el resto de menorquines en San Agustín.

Aunque el rotativo local señala que Oliveros era hijo de una marinero sardo hay varios datos como la fecha de llegada de la familia a la ciudad, que la lápida  ponga Bartolo o que tuviera una hija apellidada Usina (una evolución de Olzina) permiten pensar que su relación con Menorca era mucho mayor.

Cabe recordar que cientos de menorquines se instalaron en el último cuarto del siglo XVIII en la ciudad de San Agustín trsa huir de la isla en busca de fortuna y un breve periodo en al colonia de Nova Smirna, también en La Florida.


Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.