Saltar este contenido

Ponen la primera piedra en dos promociones de VPO en Maó

Primera piedra y urna de tiempo.
Primera piedra y urna de tiempo.
Las autoridades enterraron una cápsula del tiempo como primera piedra para conmemorar el inicio de las obras de las dos promociones. (FOTOS: T.M.)

Maó estreno este jueves dos nuevas promociones de Viviendas de Protección Oficial (VPO) que se construirán en la calle Borja Moll. Sumarán un total de 58 pisos de alquiler social que irán destinados a diferentes colectivos. El inicio de las obras estuvo precedido de la colocación de una urna con libros, periódicos y revistas del día para conmemorar la ocasión.

La presidenta del Govern Balear, Francina Armengol, el conseller de Territori, Marc Pons, la presidenta del Consell de Menorca, Susana Mora, y la alcaldesa de Maó, Conxa Juanola, fueron los encargados de colocar estas urnas en las dos promociones a modo de primera piedra de cada obra. Se construirán en la calle Borja Moll, con una inversión global de 5,6 millones de euros.

Armengol destacó  en su parlamento que las políticas de vivienda “son una absoluta prioridad para este Govern. Las hemos tenido que poner en marcha prácticamente de cero porque veníamos de un auténtico desierto “. En esta línea, también insistió  en que las VPO “deben tener continuidad para garantizar este derecho básico”.

Por su parte, Marc Pons, explicó que “la construcción de VPO -paralizada en la anterior legislatura- es una de las vías para incrementar el parque de vivienda pública. Pero también trabajamos con otras líneas para favorecer el acceso a la vivienda, como los pisos vacíos de los grandes tenedores, el incremento de las ayudas al alquiler o el programa cohabitan “.

Características de las promociones

La primera de las promociones (calle Borja Moll / calle Sant Ciril) constará de 40 viviendas de 45 metros cuadrados (tres de los pisos están adaptados para personas con movilidad reducida), y dos pisos de 60 metros cuadrados. La construcción contará con espacios destinados a servicios comunes , situados en las plantas bajas: comedor, servicio de fisioterapia, sala multiusos, sala de conferencias, etc.

El Instituto Balear de la Vivienda (IBAVI) prevé que una parte de estas viviendas se puedan adjudicar a jóvenes que estén cursando estudios relacionados con la tercera edad o que tengan voluntad de cuidar de vecinos mayores. Armengol ha destacado la función “social y comunitaria” de la promoción, ya que se presenta la oportunidad de poner al alcance de las personas mayores -y también de personas con discapacidad- viviendas con servicios y de crear espacios de convivencia generacional, facilitando también el acceso de los jóvenes a la vivienda. El proyecto cuenta con un presupuesto de 3,7 millones de euros, y el plazo de ejecución es de 21 meses.

La segunda de las promociones (calle Borja Moll / calle Roca Vinent) constará de 18 viviendas. El plazo de ejecución de las obras es de 16 meses. La construcción se ejecutará en un solar del IBAVI de 441 m2 y, en este caso, se trata de 14 pisos de dos habitaciones y 4 de una habitación. El presupuesto de esta promoción es de 1,8 millones de euros.

Esta promoción está destinada a la ciudadanía en general y, una vez listos las viviendas, se adjudicarán a las personas inscritas en la lista del Ibavi.

Plan de Vivienda

El Plan de Vivienda de las Illes Balears prevé tres nuevas promociones de vivienda pública en Menorca, que implican 62 nuevos pisos que supondrán un incremento del 29 por ciento de VPO en la isla. De los 213 viviendas actuales se pasará a 275, con una inversión global de 6,1 millones de euros. Además de las dos de Maó en la calle Borja Moll se prvé una tercera en Sant Lluís. Serán cuatro pisos que deberían estar finalizados este verano con un coste total de 488.916 euros.

Estos proyectos se enmarcan en el Plan de Vivienda 2017-2020 que desarrolla el Govern y que prevé la construcción de 511 viviendas protegidas destinadas al alquiler hasta el año 2020. Armengol ha recordado que tanto con el Plan como con la Ley de vivienda incorporan “garantías de acceso a la vivienda e instrumentos que permitirán incrementar la bolsa de VPO, por ejemplo con los pisos vacíos de grandes tenedores”. De hecho, ya son 859 los que se han visto obligados a ceder pisos vacíos. “No nos paramos aquí, tenemos que llegar a tener un parque de 5.000 viviendas dentro de diez años”, sentenció Armengol.


Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.