Skip to content

El Govern prohíbe la comida basura en los menús escolares

No se podrán dar ni artículos precocinados ni golosinas

Dieta mediterránea.
Dieta mediterránea.
Los colegios deberán controlar más sus menús para combatir la obesidad infantil.

Guerra a la obesidad infantil en los centros escolares de Baleares, en donde uno de cada cuatro menores sufre problemas con el sobrepeso. Adiós a la pizza, las croquetas o las hamburguesas.

El Consell de Govern ha aprobado este viernes un decreto sobre la promoción de la ‘Dieta Mediterránea’ que marca a los centros escolares requisitos para los menús de los centros educativos y sanitarios con patrones de dieta mediterránea, además de establecer la programación de los menús y la frecuencia de consumo semanal.

La consellera de Salud, Patricia Gómez, explica que es necesario “contribuir a fomentar estilos de vida saludables puede ayudar a prevenirlo”.

“Si cuando van a la cantina del colegio en lugar de bocadillos o fruta se encuentran con otros productos de bollería industrial es normal que para ellos sea cómodo y atractivo y, por tanto, acaben consumiéndolos”, ha explicado Gómez.

Ante esta situación, el texto aprobado fija los requisitos que deben cumplir los menús de los centros educativos y sanitarios con patrones de dieta mediterránea y, asimismo, establece la programación de los menús y la frecuencia de consumo semanal.

Más concretamente, en el caso de los centros educativos no sanitarios, prevé que, como mínimo, en los primeros platos haya una o dos veces legumbres por semana y en los segundos, que las guarniciones contengan ensaladas variadas tres o cuatro veces por semana.

En relación a los postres, se recomienda fruta fresca y de temporada cuatro cinco veces a la semana y entre los requisitos de elaboración destaca el uso del aceite de oliva virgen para cocinar y la presencia de agua como única bebida.

Asimismo, el proyecto prohíbe la publicidad en centros educativos no universitarios de alimentos y bebidas que no cumplan con los criterios sobre el contenido nutricional que establece la disposición normativa.

Con todo, la Dirección General de Salud Pública y Participación vigilará la planificación escrita de los menús y el incumplimiento de las obligaciones que prevé el decreto puede suponer una infracción administrativa y la sanción correspondiente.


Comment

  1. … está bien que se preocupen de la salud de nuestros escolares…. pero sigo preguntándome por qué siguen permitiendo que exista religión en las aulas… creo que la salud mental es tan importante como la física…

Deja un comentario

Your email address will not be published.