Crecen los delitos por drogas y contra la libertad sexual – menorca al día
Skip to content

Crecen los delitos por drogas y contra la libertad sexual

La tasa de criminalidad ha aumentado un 0'8 en Menorca en el último trimestre, según el balance del Ministerio del Interior

Efectivos de la Policía Nacional.
Efectivos de la Policía Nacional.

La tasa de criminalidad durante los últimos 12 meses se redujo casi un punto hasta situarse en las 67,5 infracciones penales por cada 1.000 habitantes censados en la comunidad autónoma, según el Balance de Criminalidad del Ministerio del Interior correspondiente al tercer trimestre del año. Bajó el número de robos, pero aumentaron los delitos por drogas, tentativas de homicidio y contra la libertad sexual. Respecto a los meses de verano en las zonas turísticas, la Policía Nacional realizó diferentes operativos en Playa de Palma, con un balance de 426 personas detenidas; por su parte, la Guardia Civil constató un descenso del 10,3 por ciento de las infracciones penales en la zona de Magaluf.

 

La cifra de delitos totales de la comunidad representa una disminución de nueve décimas respecto al anterior trimestre (68,4) y rompe la tendencia creciente que venía experimentando la tasa en los últimos tiempos. Se situó en 65,2 en el conjunto del 2018, en 66,6 en el primer trimestre del 2019 y en 68,4 en el segundo trimestre.

Este descenso supone un hecho destacable si tenemos en cuenta que el tercer trimestre del año incluye los meses veraniegos, aquellos en los que hay una mayor afluencia de personas en las Islas con la llegada de turistas y trabajadores de temporada. El descenso registrado este último trimestre tiene que ver con que el actual balance de criminalidad ha tomado como referencia la población censada en Balears en el año 2019, a diferencia de la tasa del segundo trimestre que se calculó con la población censada en 2018 y, por tanto, con un número inferior de personas censadas. A pesar de ello, la tasa de criminalidad sigue sin tener en cuenta la gran población flotante de las Islas por su condición de destino turístico.

BALEARS BAJA EL ÍNDICE PERO SE MANTIENE A LA CABEZA

Baleares es una de las seis regiones en las que la tasa ha disminuido en el tercer trimestre del año y la segunda donde el descenso ha sido más pronunciado. Sin embargo, sigue siendo la comunidad con el mayor índice de criminalidad del Estado, por encima de la media española que se sitúa en las 46,7 infracciones penales por cada 1.000 habitantes censados. Le siguen con los índices más elevados Melilla (67,1), Catalunya (63,4), Madrid (61) y Ceuta (55’8).

Según los datos del Ministerio del Interior, el número de infracciones penales en Balears durante los primeros nueve meses de este año fue de 59.973, lo que supone un aumento del 6,8 por ciento respecto del mismo periodo del año anterior. Sin embargo, este incremento interanual es bastante inferior que el que se experimentó en el segundo trimestre del 2019, cuando las infracciones penales crecieron un 11,3 por ciento respecto los meses de enero a junio del 2018.

Por tipología delictiva, disminuyen los robos con fuerza en domicilios, establecimientos y otras instalaciones (-12,8 por ciento); las sustracciones de vehículos (-6,9 por ciento) y los hurtos (-2,7 por ciento). Se mantiene el número de homicidios dolosos y asesinatos consumados con un total de 4. Aumentan sobre todo las tentativas de homicidios dolosos y asesinatos (+47,8 por ciento, al pasar de 23 a 34) los delitos contra la libertad e indemnidad sexual (+28,3 por ciento), los delitos de tráfico de drogas (+26,3 por ciento) y los secuestros (+200 por ciento, al pasar de 1 el año pasado a 3).

Con todo, el número de infracciones penales esclarecidas por parte de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado entre enero y septiembre de 2019 se incrementa un 6,5 por ciento respecto del mismo periodo del año anterior. El número de esclarecimientos se sitúa en los 19.233, es decir, un 32,1% del total de infracciones penales, lo que supone el porcentaje más elevado desde 2016. La tasa de detenidos e investigados es de 198 por cada 1.000 infracciones penales, el más elevado desde el 2014.

BALANCE POR ISLAS Y MUNICIPIOS

A diferencia de la tasa de criminalidad para el conjunto de Balears, para calcular la tasa de criminalidad por islas, se toma como referencia la población censada en 2018 y, por tanto, con número inferior de personas censadas. Esto arroja unos balances diferentes.

La tasa de criminalidad ha disminuido en la isla de Ibiza. Se sitúa en las 90,8 infracciones penales por cada 1.000 habitantes censados en los últimos 12 meses, lo que supone dos décimas menos que la tasa del trimestre anterior (91). En cambio, se incrementa en el resto de las islas. El aumento más elevado es el de Formentera, que ha registrado 51,1 infracciones penales por cada 1.000 habitantes censados en los últimos 12 meses (+1,2 respecto al trimestre anterior). Le siguen Menorca, que ha registrado una tasa de 39,3 (+0,8 respecto el trimestre anterior) y, por último, Mallorca, que ha registrado una tasa de 68,3 (0,3 más que el anterior trimestre).

Respecto a los indicadores de los municipios de Balears con más de 30.000 habitantes, el descenso de la tasa de criminalidad se produce en los municipios de Ibiza (-3,2), Llucmajor (-0,8), Inca (-0,5) y Manacor (-0,2). Mientras que los aumentos se registran en Santa Eulària del Riu (+2,2), Calvià (+1,1), Marratxí (+1) y Palma (+0,4).


Deja un comentario

Your email address will not be published.