Otegui y Corbacho lideran una victoria balsámica del Hestia Menorca – menorca al día
Skip to content

Otegui y Corbacho lideran una victoria balsámica del Hestia Menorca

Victoria balsámica en Hospitalet - Foto: Hestia Menorca
Victoria balsámica en Hospitalet - Foto: Hestia Menorca
Urko Otegui volvió a mostrar su mejor versión - Foto: Hestia Menorca
Urko Otegui volvió a mostrar su mejor versión - Foto: Hestia Menorca
Guebert tratando de superar la defensa catalana - Foto: Hestia Menorca
Guebert tratando de superar la defensa catalana - Foto: Hestia Menorca
Pitu Jiménez lanzando un tiro libre - Foto: Hestia Menorca
Pitu Jiménez lanzando un tiro libre - Foto: Hestia Menorca

Nunca una victoria esta temporada fue tan necesaria para el Hestia Menorca. Tras una racha de 5 derrotas consecutivas, sufrir la baja de Bute y los problemas físicos de Covington durante la primera parte, el equipo menorquín se sobrepuso a todos los elementos, mostró una gran fortaleza mental y se llevó una victoria balsámica, 70-83, liderada por Alberto Corbacho y Urko Otegui.

El Bàsquet Menorca mejoró respecto a citas anteriores, sin llegar a mostrar la mejor cara de la temporada si que recuperó sensaciones, tanto en defensa, anulando a los mejores hombres del Hospitalet, dejando a Diop en 6 puntos. Solo Lozoya y en algunas fases Creus, pudieron poner en peligro la victoria menorquina.

En ataque el equipo de Oriol Pagès sacó a relucir su artillería, tanto desde el triple, con un enorme Corbacho, 5 triples y 22 puntos para el alero, como desde la pintura, gran Otegui, con 17 puntos y 8 rebotes, y con un buen Okeke, hasta 11 capturas. Estas fueron las credenciales que condujeron al Menorca a cerrar el año atajando la crisis y comerse los turrones con un dulce sabor de boca.

Fue un primer cuarto de contrastes y dos rachas bien diferenciadas, tras el 2-5 inicial para el Bàsquet Menorca, el equipo catalán abrió un parcial de 9-0 que le daba una ventaja interesante de +6. El equipo menorquín sufría en ataque, pero fue cuando apareció Corbacho desde el triple, con 2 aciertos, y Guebert en sendas penetraciones. Ambos solitos se bastaron para firmar un 0-10, que ponía al Menorca con un 11-15 a menos de dos minutos del final del primer período. Una antideportiva señalada a Mayo, permitió a los de Oriol Pagès finalizar el acto con su máxima ventaja, 13-18.

Dos minutos estuvieron ambos equipos sin anotar en el segundo acto, fue Guebert el que abrió la lata, desde el triple, poniendo un interesante +8 para el Hestia Menorca, 13-21, pero el Hospitalet volvió a acercarse, con Gordon asumiendo labores anotadoras en este tramo y obligando a Pagès a pedir Tiempo Muerto, con un 19-21, a 6 minutos del descanso. El parón surtió efecto y de la mano de Serra,  con dos triples casi consecutivos del mallorquín, se fue hasta los 9 puntos, 21-30. El Menorca estaba teniendo sus mejores minutos hasta el momento, con una muy aseada defensa, llegando a disfrutar de 11 puntos de ventaja, pero Joan Creus asumió sus galones San Epifanio remató la faena desde el triple en el último segundo, enjuagando la ventaja hasta los 2 puntos al descanso, 31-33.

Tras el paso por los vestuarios el partido se volvió más eléctrico, con los dos equipos consiguiendo anotar con mayor facilidad, en esta propuesta de juego salió beneficiado el Menorca, con un Otegui inspirado en la pintura, 10 puntos en 4 minutos, y de nuevo un +9 para los menorquines, 37-46.  Pero seguía siendo un partido de rachas y ahora era el turno de los locales, con Lozoya, con dos triples, estrechando diferencias, 45-48. Pero Corbacho sostuvo al equipo, con dos nuevos triples y una asistencia acabada con mate de Okeke, para cerrar el período con un ajustado 55-59.

No pudo empezar mejor el último tramo del partido, el Hestia Menorca se mostraba fuerte en defensa e inspirado en ataque, con un Corbacho en estado de gracia, y Xavi Hernández elevando la ventaja a 11 puntos, tras un triple del base mahonés, obligando al banquillo local a parar el partido. Quedaba aún mucho partido, hasta 7 minutos, pero los menorquines supieron jugar con el cronómetro a favor, no temblaron los nervios, ensanchando incluso la ventaja hasta los 14 puntos, para sellar una victoria que ataja la crisis y permite dar tranquilidad al entorno del equipo.


Deja un comentario

Your email address will not be published.