“La década líquida” – menorca al día
Skip to content

“La década líquida”

Un artículo de José A. García Bustos


Acaba un año y con él, una década. La de la sociedad líquida de Bauman. Este decenio ha venido marcado por cambios importantes. Disruptivos algunos. Rompedores, en la acepción más negativa del término, otros.

Recuerden cómo estábamos en el año 2010. No había fake news, ni populismo y las castas eran propias de la época colonial. Había mucha menos conciencia sobre el cambio climático, el uso de plásticos o el daño que produce el azúcar en nuestro organismo. No se hablaba de manadas, ni de Uber, Airb’n’b, Tesla o Aliexpress. Amazon ya mostraba sus dientes y el comercio de proximidad no sabía lo que le venía encima. No existía ni el Black Friday ni el Cyber Monday. Ni la tele a la carta ni los contenidos “cuando yo quiero” de Netflix ni HBO. Ni mirábamos varias pantallas a la vez. No se ponía en duda el bipartidismo y la España vaciada parecía no importar.

Los turistas no sobraban ni se les invitaba a volver a casa con pintadas y Cataluña estaba en aparente calma.

La crisis económica empezaba a golpear fuerte y empezaron los desahucios a mansalva.

Algo muy llamativo es el modelo económico que ha explotado en Internet durante esta década obteniendo nuestro beneplácito absoluto e inmediato sin valorar las consecuencias: El del “gratis total” a cambio de saberlo todo sobre nosotros. Por una aplicación gratuita somos capaces de vender nuestra alma al diablo aceptando cláusulas sin leer, muchas abusivas, algo impensable en el mundo físico.

Con varios de nuestros “likes” nos conocen mejor que nuestras madres y padres. Con lo que dicen sobre nuestra personalidad nos catalogan en perfiles y nos intentan manipular. Recomiendo ver el documental “El Gran Hackeo” sobre el escándalo de Facebook y Cambridge Analytica que saca a traslucir cómo se ha conseguido el ascenso de Trump o el Brexit empleando este tipo de información de millones de usuarios de la red social por excelencia. Estos han sido dos de los hechos más impactantes de esta década que agoniza.

Algunos de estos acontecimientos acaecidos durante esta pasada década habrán sido una flor de verano. Otros permanecerán y cambiarán nuestras vidas y las de nuestros hijos. Algunos a mejor, otros a peor.

A mi modo de ver, hay uno que va a mejorar nuestro mundo y no es otro que la aparición de bitcoin y la blockchain, hace poco más de una década pero que ha sido en ésta cuando se recuperado la esencia original, tras haber sido sometida a intereses particulares.

Su creador reconoce que no ha sabido explicar bien bitcoin y que es uno de los sistemas más malinterpretados y malentendidos de siempre. Pero afirma que en los próximos doce meses la industria va a conocer el verdadero potencial de bitcoin.

Y ¿por qué creo que bitcoin, el auténtico (BSV), va a mejorar el mundo? Porque mediante la introducción de la economía elimina la necesidad de tener una sola autoridad de confianza. Corrige las deficiencias del sistema económico actual, entre otras, el excesivo poder de los intermediarios, la excesiva creación de dinero de la nada, la existencia de millones de personas sin acceso al sistema bancario, los precios abusivos y lentitud en el envío de dinero a otros lugares del mundo, etc.

A través de las matemáticas y la criptografía evita la corrupción inherente al ser humano cuando se le dota de poder e invisibilidad para responder ante la ley, haciendo que las transacciones sean de fiar. Aun dando privacidad , deja rastro de todas ellas y permite perseguir al delincuente. Además, programa la ejecución de contratos inteligentes con la prestación y contraprestación fijadas de antemano en algoritmos matemáticos, sin opciones para el pillaje.

Y crea una nueva Internet, la Metanet, con un modelo de negocio no gratuito, en el que cada uno es dueño de su información. Por el empleo de las aplicaciones se deben pagar unos céntimos de euro y se podrá cobrar por sus creaciones y contenidos, creando una nueva vía para la obtención de ingresos pasivos, ayudando así, en la búsqueda de la libertad financiera de las personas. Adiós al modelo de Facebook y Cambridge Analytica.

En definitiva, se acaba una década muy dinámica por la gran cantidad de cambios y la velocidad de aparición de los mismos.

Empezamos otra con grandes incertidumbres en el aire. Les cito en 2030 para hacer balance. Espero que estemos en un mundo más justo y honesto que el que tenemos hoy.

Feliz año y feliz década.


Comment

  1. … fectivamente… yo he vivido la llegada del hombre sobre la Luna, el paso del cometa Halley, la caída del muro de Berlín, la explosión de internet, el no a la guerra y el primer mundial de fútbol español… pero siempre queremos más… por eso me extraña que haya personas tan sosas que no estén dispuestas a ver a la izquierda verdadera transformar un país, o ver hasta dónde llegan los catalanes con su independencia… el año que viene será apasionante, porque lo de sacar los mustios huesitos del dictador de Cuelgamuros no fue ni un triste aperitivo… queremos más, emociones fuertes… yo no veré la llegada a Marte, pero espero mucho de este 2020, así que no me jodáis las expectativas

Deja un comentario

Your email address will not be published.