Saltar este contenido

Los funcionarios de prisiones de Menorca se suman a una curiosa campaña

Donar sangre para hacer visibles sus reivindicaciones

En lugar de otras formas de llamar la atención, los funcionarios han ido a donar sangre
En lugar de otras formas de llamar la atención, los funcionarios han ido a donar sangre
Es su manera de explicar que están hartos de sufrir agresiones en su trabajo cada día

La Agrupación de los Cuerpos de la Administración de Instituciones Penitenciarias (ACAIP), agrupación más representativa entre los funcionarios de prisiones en todo el país, quería reclamar la atención sobre las agresiones que sufren cotidianamente por parte de los presos. Por cada agresión, una donación. Y así la campaña recorre el país entero pasando también por Menorca. En un comunicado, se explica que esperan que esta acción ayude a visibilizar su situación y conseguir que el Ministerio de Interior les dote de las herramientas y medios humanos y materiales que impidan que cada día se siga produciendo una agresión a un trabajador en alguna prisión de este país.
La participación de donaciones de sangre hasta el momento ha sido muy alta por toda la geografía española y, con las donaciones, se participa solidariamente en algo útil y necesario a la vez que se pone en solfa los problemas que sufren los funcionarios día a día.
Otra de las reivindicaciones que expresan en la nota es la carencia de personal. Eso deriva en el primero de los puntos, el aumento en las agresiones. En datos estatales, de los 23.000 funcionarios que hay, 15.000 se dedican a la vigilancia de internos. En cada turno hay 1.800 trabajadores repartidas entre los 90 centros que hay en el país. El sindicato exige que se convoquen ofertas de empleo público para cubrir al menos 3.000 plazas.

ACAIP también censura la falta de protocolos para hacer frente a la presión a la que están sometidos, y otras deficiencias en la planificación. Aseguran que más de 50 módulos están cerrados y en algunos centros hay masificación que no debería haber.


Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.