(Fotos) Victoria para volver a sonreír – menorca al día
Skip to content

(Fotos) Victoria para volver a sonreír

Fotos: Jaume Fiol
Fotos: Jaume Fiol

El Hestia Menorca se reencontró con la victoria ante el Benicarló, 80-58, un triunfo de vital importancia, no solo porque sirve para certificar la tercera posición, si no que también permite a los da Zamora recuperar sensaciones, volver a sonreír y afrontar el Playoff con otra cara.

Otegui, Moreno, Dijkstra y Hernández, fueron los jugadores sobre los que se sustentó el triunfo, sin olvidar el gran trabajo defensivo, que permitió a los de Zamora, que no pudo contar con Pitu Jiménez,  escaparse en el marcador tras el descanso.

La salida menorquina fue prometedora, muy serios en defensa y encontrando la mejor opción en ataque, un triple de Hernández y 5 puntos de Otegui lideraban el 10-3 inicial. Alonso ordenó a los visitantes presión en toda pista después de canasta y ésta, acabada en zona, funcionó para dejar la ventaja en la mínima expresión, 12-11. Zamora exigía a  sus hombres paciencia en ataque y ese fue el camino que llevó al Básquet Menorca a recuperar parte del terreno perdido a la finalización del primer acto, 20-15.

Pese a encontrar dificultades en ataque, fruto de la buena defensa del Benicarló, el Hestia Menorca mantenía las diferencias a raya, 26-22, justo al llegar el ecuador del segundo período. Dos acciones de Otegui y Dijkstra, seguidos de un triple de Moreno, ensanchaban la distancia hasta el +9, 31-22. El perceptivo tiempo muerto de los valencianos, paró la progresión local e incluso redujo desventaja al llegar al descanso, 36-31.

Los minutos iniciales del tercer cuarto fueron dominados por las defensas, de este guion supo sacar provecho el Básquet Menorca, que encontraba a Dijkstra en el interior abriendo la lata y Méndez finalizando un 6-0 de parcial ensanchaba el electrónico, 44-35. Los intentos de aproximación del Benicarló fueron abortados desde dos vías, la defensiva y  desde el 6’75, tres intentos convertidos de Moreno, Guebert y Hernández, dispararon la diferencia y llevaron el partido al tramo final con un esperanzador 59-45.

Los visitantes no habían dicho su última palabra, tras inaugurar Otegui el último cuarto, amenazaron con entrar en el partido con un 2-8 de parcial, 63-53, y un mundo por jugar. Pero Méndez despejó cualquier duda, un triple suyo acompañado de dos puntos de Dijkstra, devolvieron la tranquilidad a los menorquines, 68-53, que se disparó hasta los 21 puntos, con Méndez anotando un nuevo triple, y Dijkstra y Guebert como protagonistas en la pintura. Victoria en el bolsillo, un triunfo muy necesario por muchos factores, más allá del meramente clasificatorio.

Estadística Oficial del Partido

 


Deja un comentario

Your email address will not be published.